Carnaval de post: A vueltas con #stopniñofobia

Buenas tardes! Hoy me uno al carnaval de posts sobre un tema: niñofobia, o sea, si existe cierta tendencia en no admitir/mirarmal/etc a los niños o sus familias.

Pues bien, os puedo decir que nos pasó un caso parecido al que le pasó a Andrés Palomino, y que detalla en esta tira cómica, tan propia de él:

http://www.cronicaspsn.com/tiras/cpsn-stopninofobia/

En resumen, fuimos a un restaurante en el barrio de Gracia de Bcn con otra bloguera, en total dos parejas, un bebé de 6 meses en carrito, y dos niños de 3 años, uno de ellos dormido en brazos, o sea, que quitando el carrito tampoco haciamos mucho bulto, y los niños iban tranquilos, callados, sin correr ni nada parecido. Fuimos o intentamos ir a un Japones, porque a todos nos encanta la comida japonesa, y en ese restaurante la respuesta del camarero fue: “y que más, solo falta un elefante”… y nos aconsejó un bar en la esquina más apropiado para familias. Podeis leer aquí la indignación:

Pues bien una vez pensando y dándole vueltas… mi opinión es que no deja de ser algo que hacen las “personas”, no los centros, restaurantes, transportes, etc como tales, sino determinadas personas, que es verdad que en algunos casos los representas, que con ciertas actitudes pueden dar la imagen que no quieren/admiten niños por lo idea, muchas veces errónea, que molesta a otros clientes.

Personalmente, me molesta más que una persona fume cerca mio que unos niños jueguen… me molesta más el escándolo que puedan hacer un grupo de amigos “grandes” que un grupo de niños, y me molesta más, sin duda, cualquier otra clientela que ver a una persona amamantando en un sitio público (aunque el tema de la #tetafobia también daría para mucho).

Creo que por un lado, hay padres que se pasan con la “libertad” y pasan de tener un poco cerca a sus hijos sobretodo en sitios que no sean parques… admito que ver niños corriendo arriba y abajo en un restaurante por ejemplo, puede ser incluso peligroso y no deberia ser lo normal (excepto en sitios o restaurantes donde puedan hacerlo), con esto quiero decir que hay padres que igual que se sientan en un parque a mirar el movil, y dejan de lado lo que hacen sus hijos… en un restaurante hacen igual, y pasan totalmente, y diria que estos son los que puedan dar una imagen de dejadez que puede perjudicar a los demás. Cuidado, hablo de estar por ellos, igual que hay que estar por ellos cuando se juega, se pasea o se bañan, no de tenerlos “atados” o que no se puedan divertir o entretener, que para eso so niños! (lo digo para que no haya confusiones, jeje, pero creo que queda claro…).

En resumen, me encantaría que en todos lados admitieran de buena gana a los niños, y para eso debemos poco a poco cambiar la mentalidad de algunas personas (no todas, por suerte, hay muuuuucha gente que no tiene hijos que son #childrenfriendly), y por nuestra parte, encargarnos de criar a nuestros hijos tambíen en el amor y el respeto, que sepan en la medida de su edad y comportamiento, como deben estar y hacer, pero sin olvidarnos que son niños, que todos los hemos sido, y que el objetivo en la vida es ser feliz, sin más que eso.

Un abrazo!

Papa Chus

4 opiniones en “Carnaval de post: A vueltas con #stopniñofobia”

  1. Me quema un montón este tema, se trata a los niños como ciudadanos de segunda…Cuando hay adultos mucho peores como bién dices…En fin, queremos que se porten bién pero por otro lado no queremos que tengan la oportunidad de aprender a comportarse porque se les veta la entrada. Un poco incongruente, ¿verdad?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *