¿Educar pegando a un hijo?

Ayer estuve leyendo ésta notícia de El Pais, sobre un tema que tanto los estudios de tanto en tanto, como en muchos blogs y profesionales (salvo entiendo algún «radical») están de acuerdo: educar pegando es una mala idea.

Emma leyendo

Obviamente yo no soy profesional médico, ni psicólogo, pero hay muchas cosas que me parecen de sentido común. Esto es… si en algún momento, por un arrebato, por costumbre, de forma continua o de forma única se pega a un niño, la reacción que tendrás a un medio plazo no será la esperada, además de toda la huella que dejarás en él.

No quiero hablar de violencia doméstica, obviamente, eso es un delito y no tiene lugar, sino del típico «cachete a tiempo» que se tanto se dice, y se hacía por la vieja escuela de educadores. No soy un referente de nada, pero leyendo todos los estudios parece claro una cosa:

  • En el corto plazo da el resultado previsto: el niño suele dejar de hacer la acción…. pero…
  • En el medio plazo, el niño piensa que hay que usar la fuerza ya sea física o mental para lograr objetivos.

Entiendo perfectamente la fustración, el miedo, la impotencia que tienen unos padres cuando ven a sus hijos en plena rabieta, cuando no hacen lo que se quiere, se produce una sensación de estress que pueden producirte un estado de nervios. Nuestra hija, como buena niña de alta demanada con tendencias marcadas, ha tenido (y tiene) unas rabietas impresionantes, donde no se le puede ni coger, donde hacen falta 2 personas para cogerla en el médico, y es verdad que se te pasan mil cosas por la cabeza, cuando es de noche, las 3am, no has dormido nada, y tienes a tu hijo llorando y no sabés porque después de haberlo probado todo… Piensas mil cosas, algunas buenas y otras no tanto, pero simplemente, pensando con la cabeza, sabes que un «cachete» es la peor de las acciones, y si alguna vez llegara  rozarle un sólo pelo, sé que me arrepentiria toda mi vida, por lo que no llego a entender que pasa por la cabeza de alguíen que piensa que es un método fiable de educación.

El problema, como todo, es introducir en la sociedad los valores de respeto, amor y cariño, y dejar de lado la frustación y la violencia. Es verdad que cada vez se producen menos estas situaciones, pero se siguen dando, y no se pueden ni se deben tolerar.

Educación, educación, y educación, una sociedad educada, no caeria en la trampa facil de usar la fuerza para la resolución de conflictos, a ver si poco a poco todos tendemos a eso.

Perdón por el alegato socio-político, jeje, pero quería expresar lo que siento.

Saludos!

Papá Chus

4 opiniones en “¿Educar pegando a un hijo?”

  1. Me ha gustado mucho y estoy muy de acuerdo. Creo que un cachete no sirve absolutamente para nada, sólo para enseñarle que hay que usar la fuerza y eso no lo quiero para mi hijo, ni para los demás niños. Diálogo y explicar las cosas con cariño son la mejor alternativa. A veces estamos nerviosos y cansados, claro, pero los peques no deben tener la culpa del ritmo de vida que llevamos. Saludos!!

  2. Me encanta el post y tienes mucha razón en lo que dices. Cuando preguntas qué se le puede pasar por la cabeza a alguien que golpea a su hijo, te doy la respuesta: nada. Creo que no son capaces de pensar nada en ese momento, simplemente, quieren acabar con la situación que les está incomodando y recurren a lo fácil, a lo que han visto hacer a tanta gente (posiblemente también a sus padres) y ya está. Lo que me preocupa mucho es que luego no muestren remordimiento por lo que han hecho sino que, incluso, hasta se vanaglorian de ello y lo recomiendan a los demás padres.

    1. Pues sí, hacen marketing diciendo «pues yo lo hago y funciona» y claro que el berrinche se acaba…pero no porque lo hayamos convencido o se haya tranquilizado sino porque tiene miedo…
      Gracias por comentar!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *